Batalla Mágica de Gran Bretaña (2GM) Parte 1

Farah Leyeli Zeraoui

 

 

 

La Batalla Mágica de Gran Bretaña fue un evento histórico que sucedió en la 2GM, algunos lo llaman el Círculo Mágico de Wisnton Chruchill. Y a lo largo de estas notas les voy a contar este evento mágico-histórico.

Existen hechos históricos que demuestran de las brujas, paganos y druidas han sido un “arma” oculta en las grandes batalles de todo el mundo. Desde Merlín, Rasputín, hasta personajes místicos que “lucharon” durante la Segunda Guerra Mundial. Hitler tuvo que hacer frente a otro enemigo: los brujos y ocultistas británicos de la época.

 

Los seguidores de la Fraternidad de la Luz Interior, que era dirigida por Dion Fortune, se consideraban a sí mismos los defensores mágicos de Gran Bretaña, herederos espirituales del Rey Arturo y sus caballeros del Santo Grial. Su sede estaba en el número 3 de Queensborough Terrace, en Londres. También tenían una propiedad en Glastonbury, una pequeña localidad del suroeste de Inglaterra, considerado un lugar mágico porque bajo él se encontraba el centro espiritual de la nación (muchos han identificado Glastonbury con el Avalon de las leyendas artúricas). Así que, siendo a los guardianes del espíritu nacional (en el sentido más literal de la expresión), cuando comenzó la Segunda Guerra Mundial era lógico que pusiesen sus poderes psíquicos al servicio de la causa.

Dion Fortune creó un grupo, en el que incluyó también a personas ajenas a su orden, para coordinar una serie de acciones conjuntas de “Guerra Espiritual” o “Guerra Mágica”. Durante tres años (desde octubre de 1939 hasta octubre de 1942) Fortune envió una carta semanal a cada uno de sus seguidores en las que detallaba una serie de ritos mágicos y ejercicios de meditación que tenían que realizar todos ellos de forma coordinada, todos los domingos de 12:15 a 12:30 de la mañana.

Antes de enviar las primeras cartas, Fortune dio a los miembros de su grupo una serie de “instrucciones de meditación” sobre cómo prepararse para la inminente batalla mágica, porque como bien sabemos cuándo se usa energía hay un desgaste, no solo psíquico, sino también físico, así que al llevar a cabo una misión tan grande como esta, era necesario prepararse con anticipación. Algunos miembros se juntaban en el Santuario, para llevar a cabo un círculo de meditación; mientras que otros miembros lo hacían a distancia.

Hay constancia de que las cartas de mandaba Fortune eran todos los miércoles a fin de asegurar la llegada a tiempo para el domingo siguiente. Ese día, no antes, leían el contenido de la misma, para la meditación conjunta a las 12:15.

Al principio solo eran técnicas de respiración y relajación, todos los miembros del grupo al mismo tiempo entraban en un estado de meditación profunda y visualizaban las mismas imágenes simbólicas (las que se especificaban en cada carta) para conseguir con la unión de sus fuerzas el objetivo asignado. En un principio esos objetivos eran puramente defensivos. Decían que su intención era reforzar el espíritu colectivo de la nación y protegerla de los ataques mágicos del enemigo, porque estaban convencidos de que los alemanes estaban utilizando contra ellos tácticas similares (pero negativas, con el fin de dañar).

Con el tiempo fueron ganando confianza y Dion Fortune se atrevió a encomendar a sus soldados psíquicos trabajos más específicos. Por ejemplo, en su 15ª carta (fechada el 28 de enero de 1940) les mandó a patrullar mentalmente las costas de Gran Bretaña: “Vamos a meditar sobre unas presencias angelicales, vestidas de rojo y armadas, patrullando a lo largo y ancho de nuestra tierra. Visualice un mapa de Gran Bretaña, y la imagen en movimiento de estas grandes presencias como sombras enormes a lo largo de las costas, hacia atrás y hacia delante, de norte a sur y de este a oeste, manteniéndose vigilantes a fin de que nada extraño pueda pasar inadvertido”. En otra carta recomendó (solo a los más preparados, porque había que tener “nervios de acero”) utilizar sus poderes de visualización para buscar pasos entre los campos de minas a través del Mar del Norte y las costas noruegas y encontrar el camino para acceder al Báltico. Y así Fortune siguió mandando contra Alemania a los miembros de su grupo, armados mentalmente con espadas de fuego, y les hacía entrar hasta las sedes del gobierno enemigo, o incluso hasta los dormitorios de los líderes nazis, para lanzar contra ellos sus ataques mágicos.

Entre los éxitos que se les atribuyen hay algunos realmente destacados, como la evacuación de la FEB (el “milagro de Dunquerke”), donde Dion Fortune creyó ver la ayuda de fuerzas superiores. O como la defensa de Londres durante el blitz, a pesar de que la misma sede de la Fraternidad de la Luz Interior fue dañada en un bombardeo (no hubo heridos, una prueba de la protección angelical de la que disfrutaban). También hay quien cree que fueron ellos los que, utilizando sus artes mágicas, atrajeron hasta Gran Bretaña a Rudolf Hess (otro aficionado a las historias ocultistas).

Dion Fortune murió de leucemia en 1946, poco antes de cumplir 56 años. Algunos dicen que fue el desgaste que sufrió en aquellos combates psíquicos lo que acabó con su salud, recordemos que a toda acción corresponde una reacción.

También hay fotografías de la famosa revista LIFE, donde hay constancia de un ritual llamado “Fiesta de Magia Negra” (Black Magic Party)y también llamada “Fiesta de Brujos” (Hex Party), llevada a cabo el 22 de enero de 1941 en una cabaña del bosque de Maryland en los Estados Unidos. El ritual fue llevado a cabo y creado por William Seabrook (1884-1945), quien había peleado con los franceses durante la Primera Guerra Mundial y vivió un tiempo en África. Era amigo de Aleister Crowley.

El ritual parece haber sido una forma de rito vudú. Florence Birdseye, heredera de la fortuna de alimentos congelados Birdseye fue la Suma Sacerdotisa del ritual. Usaban el ron y tenían una efigie de Hitler. Compararon el verdadero Hitler con un maniquí que llevaba su imagen, a la cual le dijeron “Tú eres Hitler, y Hitler eres tú”, “¡Las aflicciones que vienen a ti, que vayan a él! ‘”

¡Hitler! Tú eres el enemigo del hombre y del mundo; Por lo tanto, te maldecimos.

Te maldecimos por cada lágrima y gota de sangre que has causado que fluya.

¡Te maldecimos con las maldiciones de todos los que te han maldecido …!

Después de cada línea, el grupo respondió con “Te maldigo”. Más tarde, empujaron clavos y agujas en la garganta y el corazón de la efigie, cantando, ¡Estamos llevando clavos y agujas al corazón de Adolf Hitler! Al final lo decapitaron, quemaron algunas partes del maniquí, otros llevaron huesos de animales para simular los huesos de Hitler, que fueron mutilados, etc.

Como dato adicional cabe mencionar de Seabrook, fue internado en un hospital psiquiátrico, en el cual se suicidó en Septiembre de 1945.

 

 

 

FUENTES:

http://time.com/3879261/putting-a-hex-on-hitler-black-magic-party-1941/

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close